Inicio Destacado ¿Preocupado por el sobrepeso?

¿Preocupado por el sobrepeso?

791
1
Sobrepeso

Siete de cada 10 peruanos presentan sobrepeso u obesidad, condición que puede desencadenar enfermedades como la diabetes, hipertensión y males cardiacos. Destierre los mitos y sepa qué hacer para cuidar su salud.

Es un hecho. El aislamiento social obligatorio que mantenemos desde hace seis meses para evitar el coronavirus ha ocasionado que la mayoría de peruanos aumentemos de peso. No solo porque muchos trabajamos en casa y hemos perdido la actividad habitual, sino porque, ante la incertidumbre sobre lo que pasará en el futuro, los niveles de estrés y ansiedad han aumentado, haciendo que comamos más y más.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la obesidad ha alcanzado proporciones epidémicas y cada año mueren al menos 2.8 millones de personas en el mundo por enfermedades relacionadas con el exceso de peso. Además, señaló que la obesidad y el sobrepeso son factores de riesgo para contraer el COVID-19, y eso lo confirman las cifras, pues, según el Ministerio de Salud, el 85% de los pacientes fallecidos por la pandemia en el Perú eran obesos.

¿Por qué los peruanos sufren de sobrepeso?

Un estudio del Instituto Nacional de Salud (INS) reveló que en el Perú el 69.9% de pobladores padece de sobrepeso y obesidad, siendo el grupo de jóvenes (42.4%) el más afectado. Una de las razones para ese exceso de peso, es la mala alimentación, pues –según el INS– el 29% de los peruanos consumimos comida chatarra al menos una vez a la semana y el 87.1% comemos frituras con la misma frecuencia. Pero no solo eso: el 20.2% consumimos sal en forma excesiva y solo el 10.9% comemos las porciones de fruta o verduras recomendadas.

La endocrinóloga de la clínica Javier Prado, Cecilia Solís-Rosas, indicó que la obesidad responde a un estado de malnutrición que se produce por el desequilibrio energético, pues se ingieren más calorías de las que se gastan al día. Señaló que esta condición, que afecta más a los varones, ya es considerada una enfermedad crónica, que tiene su origen en diversos factores y uno de ellos es el genético.

“Esto quiere decir que la obesidad se puede heredar y una persona puede nacer con la predisposición a ser obesa. Sin embargo, eso también se puede controlar, practicando hábitos saludables”, manifestó.

Enfermedades asociadas a la obesidad y sobrepeso

Sonia Chía, endocrinóloga y profesora de posgrado de la Facultad de Medicina de la Universidad Peruana Cayetano Heredia, indicó que la obesidad y el sobrepeso pueden desencadenar enfermedades como diabetes, hipertensión arterial y colesterol alto y causar problemas cardiovasculares y algunos tipos de cáncer, así como afectar el pulmón. “Esto último debido a que esta condición también causa apnea de sueño, lo cual hace que las personas ronquen y dejen de respirar mientras duermen”.

La experta señaló que en el Perú ya un 7% de la población tiene diabetes y el 23% tiene prediabetes. Además, se acuerdo a la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar (Endes) 2019, el 14.1% de personas de 15 y más años padecen de hipertensión arterial.

Descubra cuál es su condición

Chía refirió que los tres factores que se evalúan para determinar si la grasa corporal de una persona la pone en mayor riesgo de presentar trastornos relacionados con la obesidad son el índice de masa corporal (IMC), la medida de la cintura y los antecedentes familiares de otras enfermedades.

El IMC se calcula dividiendo el peso del paciente en kilogramos entre su talla en metros al cuadrado. Lo normal es que la persona tenga un IMC de 18 a 24.9. El exceso de peso se clasifica según las siguientes medidas:

  • IMC de 18 a 24.9        peso ideal
  • IMC de 25 a 30           sobrepeso
  • IMC de 30 a 34.9         obesidad grado 1
  • IMC de 35 a 40           obesidad grado 2
  • IMC más de 40           obesidad grado 3 o mórbida

Si usted está en alguno de los rangos de peligro y quiere hacer algo para regular su peso, tenga en cuenta estos mitos y verdades sobre el sobrepeso y la obesidad y las explicaciones que el decano del Colegio de Nutricionistas, Antonio Castillo, hace sobre ellas:

1. ¿Beber agua ayuda a bajar de peso?

No necesariamente. El agua no es un alimento y no quema calorías, pero es importante para mantenernos hidratados y que nuestro organismo pueda realizar las funciones biológicas.

2. ¿Usar laxantes y diuréticos ayuda a bajar de peso?

No. Aunque esta opción es usada por algunas personas para bajar de peso de forma rápida, no es aconsejable porque estos productos solo promueven la producción y eliminación de orina y heces, causando pérdida de líquidos, vitaminas y nutrientes esenciales, así como la deshidratación, pero no la pérdida de grasas.

3. ¿Saltarse comidas o hacer ayunos prolongados sirven para bajar de peso?

No. El ayuno no es recomendado en una dieta sana. Las personas no deben de dejar de tomar desayuno y menos por tiempos prolongados, pues con el desayuno el cuerpo repone toda la energía que gasta mientras duerme. Cuanto más tiempo transcurra entre una comida y otra, el cuerpo agota la energía y consume los nutrientes del hígado y de la fibra muscular.

4. ¿Comer entre comidas genera sobrepeso?

Depende. El “picar” entre comidas alimentos calóricos, como dulces o frituras de forma constante, suma calorías y, por lo tanto, peso; pero si comemos algo sano, como frutas, barras de cereales o frutos secos, se puede tener un consumo calórico equilibrado. Por eso, es importante tener tiempos establecidos de comida, ya sean tres o cinco veces al día, pero eso debe definirse en función a la actividad física que realiza cada persona.

5. ¿Comer frutas y verduras es bueno para no engordar?

Sí. Las frutas y verduras contribuyen a que ingresen al organismo alimentos con bajas calorías y que el cuerpo tenga una buena cantidad de fibra, lo que ayudará a un mejor movimiento de los intestinos y evitará el estreñimiento. Si uno quiere bajar de peso debe combinar estos alimentos con proteínas, pero debe asesorarse con un nutricionista para que le haga un esquema de alimentación adecuado.

6. ¿Comer fruta de noche aumenta de peso?

No. Esa es una teoría que no está demostrada científicamente. Todas las frutas son buenas, independientemente del momento del día en que se consuman. Las frutas contienen agua y fibra, las cuales favorecen una dieta sana y ayudan al cuerpo a protegerse de las enfermedades.

7. ¿Es mejor consumir productos light para no subir de peso?

Depende. Los alimentos bajos en azúcar pueden ser parte de un esquema de alimentación balanceado, pero también aportan calorías, aunque menos que un alimento normal. Hay que fijarse bien en las etiquetas, pues algunos productos pueden ser ultraprocesados y las personas, pensando que es light, abusan de su consumo.

8. ¿Las dietas ricas en proteínas ayudan a bajar de peso?

En cierta forma sí porque al consumir proteínas (como huevos, carnes y lácteos) se produce un efecto saciante y le damos al organismo un insumo para generar energía a fin de que no la obtenga de los carbohidratos o de la reserva del cuerpo. La proteína además ayuda a mantener el músculo. Sin embargo no hay que excederse. La persona debe consumir la cantidad de proteínas que el cuerpo necesita.

9. ¿Para bajar de peso se debe eliminar totalmente las grasas, el azúcar y el pan?

No. Las grasas y azúcares son importante para el organismo, pero no deben consumirse en exceso. Sin embargo, en una dieta se deben incluir grasas saludables, como la palta y los frutos secos, como maní, pecanas o nueces, y azúcares en cantidades controladas. El pan también puede incluirse, pero de manera racionada, sin aumentar muchas calorías al organismo.

Depressed overweight woman sitting on the floor and doesn’t wont to exercise. [url=http://www.istockphoto.com/search/lightbox/9786766][img]http://dl.dropbox.com/u/40117171/sport.jpg[/img][/url]

Sepa qué hacer si tiene sobrepeso

Castillo explicó que las personas que con el aislamiento social obligatorio han incrementado su peso y ahora quieren controlarlo deben consultar con un nutricionista para que les haga una evaluación, les prepare un régimen nutricional personalizado a su condición de salud y les haga un seguimiento a su proceso.

Asimismo, alertó a las personas a no dejarse llevar por las recetas de moda que se difunden en las redes sociales o en Internet, pues muchas veces estas no se adecúan a las condiciones de salud de las personas y pueden ser perjudiciales.

Por su parte, la doctora Cecilia Solís-Rosas aseveró que la obesidad “es un problema grave que recorre el mundo, es visible, costosa y cuesta la vida, pero no le prestamos la atención debida”. Por ello, dio algunas recomendaciones para fomentar hábitos sanos y evitar el exceso de peso:

  • Cuide su alimentación

Evite los productos procesados. La dieta diaria debe incluir todo tipo de proteínas (carnes de pescado, pollo, cerdo, res, etc.), sin grasa, en preparaciones caseras (al horno o a la parrilla) y sin mucho condimento. Si come carbohidratos es mejor consumir menestras, tubérculos (como papa y camote) y cereales integrales (arroz, pan, fideos) sin combinarlos. También se debe preferir los quesos no mantecosos y la leche descremada y consumir toda clase de frutas y verduras, así como frutos secos y fibra (que está en la cáscara de las frutas).

  • Mantenerse activo

Se recomienda hacer al menos 30 minutos de ejercicios diarios en casa o una hora interdiaria, que pueden ser subir y bajar escaleras 5 veces, saltar soga unos 15 minutos, bailar, hacer aeróbicos, practicar una caminata activa, dar vueltas alrededor de la mesa de la sala o cualquier otra actividad que sirva para quemar las calorías ingeridas.

  • Hidratarse bien

Lo recomendable es tomar entre seis y ocho vasos de agua al día y puede contarse el agua de los refrescos e infusiones siempre que tengan bajo contenido de azúcar o sean endulzadas con algún edulcorante.

  • Descansar bien

Se debe dormir bien, entre 6 y 8 horas, y que el sueño sea saludable para que renueve al cuerpo de energía. Lo importante es la calidad del descanso, pues durante el sueño profundo se regula el metabolismo de la glucosa y no dormir adecuadamente en la noche favorece el desarrollo de la obesidad.

  • Controlar las emociones

Es importante liberar el estrés con actividades regulares (tres veces por semana) que sean agradables para el individuo. Bailar, caminar, dedicar tiempo a la familia y a los amigos, con conversaciones positivas, le servirán para sentirse más relajado y manejar mejor la ansiedad de comer productos tentadores y ricos en calorías.

Dato:

El Instituto Nacional de Salud enfatizó la importancia de combatir el sobrepeso y la obesidad para mantenernos saludables y por ello ha puesto a disposición de los peruanos las ‘Guías Alimentarias para la Población Peruana’, que proponen prácticas y estilos de vida saludables. Puede consultar la versión digital aquí: https://bit.ly/2OtDtdX

1 COMENTARIO

  1. Gracias por publicar este artículo con datos interesantes. Pues no sabía que los ronquidos mientras duermes pueden ser un factor que señalan el sobrepeso (en mi caso no sabia porque roncaba en las noches durante los últimos meses) bueno ahora tomare en cuenta los consejos para mejorar mi salud.

Comments are closed.