Inicio Actualidad ¡Adicción silenciosa! Descubre si eres adicto a los videojuegos

¡Adicción silenciosa! Descubre si eres adicto a los videojuegos

El abuso de los juegos en consolas o en internet ya es calificado como un trastorno por la OMS. Conoce los tres indicadores que revelan que estás cayendo en una adicción y qué hacer.

217
0
El abuso de los videojuegos

Los videojuegos son cada vez más populares, no solo entre la población joven sino también entre los adultos. Aunque se trata de un elemento de diversión que causa satisfacción, en algunas personas el deseo por jugar es tan extremo que genera situaciones de ansiedad, estrés y hasta violencia. Lo que luego se convierte en una adicción.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha catalogado este abuso de los videojuegos como un trastorno. El cual no solo se diagnostica por jugar demasiado, sino que se presenta cuando la persona abusa de los juegos durante al menos un año hasta el punto de aislarse y dejar de lado sus hábitos de vida.

Se calcula que más de 3 mil millones de personas en todo el mundo juegan videojuegos en su tiempo libre; eso es casi el 40% de la población mundial. Sin embargo, se estima que de ese porcentaje solo el 10% puede hacer un uso descontrolado que podría acabar en una adicción.

No obstante, ese 10% preocupa a los expertos, ya que son más los jóvenes y adultos expuestos al riesgo de abusar de los videojuegos.

¿Cuánto juegan los peruanos?

De hecho, un estudio de Kantar IBOPE Media sobre los hábitos de consumo de videojuegos en el Perú; estimó que el 48% de los usuarios de Internet peruanos dedica entre 1 a 3 horas a la semana al consumo de videojuegos. El 74% de los peruanos consume videojuegos los fines de semana y el 65% juega a través de un smartphone.

Aunque las cifras no son tan altas como en Reino Unido, donde se dedican 11,6 horas por semana a los videojuegos, o en Francia, donde se consumen 8,6 horas por semana; en el país sí preocupa el aumento de atenciones por situaciones de dependencia, sobre todo entre jóvenes que no quieren ‘desconectarse’ para almorzar o cenar y empiezan a abandonar sus actividades vitales.

Pero no todas las personas que pasan muchas horas jugando desarrollan un patrón adictivo. En la mayoría de casos los más vulnerables a caer en una adicción son los varones jóvenes, con una baja autoestima, depresión, ansiedad; víctimas de agresión o con escasa tolerancia a la frustración.

¿Cómo reconocer una adicción?

Hay tres indicadores que permiten reconocer cuando una persona está cayendo en una adicción a los videojuegos:

  1. Cuando pierde el control sobre el tiempo que pasa jugando y tiene dificultad para desconectarse, al punto que no duerme en la noche, no entra a clases o no come.
  2. Cuando establece los videojuegos como su prioridad y deja de lado otras actividades que antes disfrutaba, como algún deporte o salir con los amigos.
  3. Cuando, a causa del juego, se comienza a tener conflictos con la familia y la persona se aísla socialmente, prefiriendo quedarse en su habitación.

Los expertos recomiendan estar vigilantes a estos tres factores y, de reconocer los síntomas, empezar los tratamientos en forma temprana. Entendiendo que no se trata de un vicio que puede ser controlado a voluntad, sino de una enfermedad que debe ser abordada con el apoyo y guía de diversos especialistas.

Más allá de los problemas que la adicción a los videojuegos puede causar en la salud física, se debe tener en cuenta que, a largo plazo; pueden afectar la capacidad de actuar e interactuar e impactar en las actividades financieras, académicas y profesionales. 

¿Qué hacer?

Por ello, lo mejor es prevenir. Si no sabes por dónde empezar, te dejamos algunas recomendaciones:

  • Ponte límites muy claros en el uso de internet y los videojuegos e intenta no jugar todos los días o más de dos días seguidos.
  • Mantén tu smartphone y otros gadgets fuera de tu habitación para evitar jugar toda la noche.
  • Responde a cualquier preocupación que expresen tus seres queridos sobre el tiempo que pasas jugando, sobre todo si aparecen estados de irritabilidad, ansiedad, miedo o temor.
  • Elige siempre las relaciones humanas antes que los juegos.
  • Respeta tu horario de sueño.
  • Compagina tu tiempo de ocio con otras actividades alejadas de los videojuegos, como deportes, lectura, juegos en familia o con amigos, etc.

LEER MÁS

📲 Visita nuestras redes sociales: Facebook, Instagram, Twitter y YouTube.